La Junta emite un informe desfavorable sobre el hotel de Moneo



La Junta ha emitido un informe vinculante con el que desaprueba la elevación de alturas propuesta por el Ayuntamiento que pretendía encajar así el hotel de Moneo. Esta noticia, publicada escuetamente esta misma mañana, supone un punto de inflexión en el urbanismo de Málaga. En nuestros días, la ciudad ya no puede hacerse de espaldas a sus ciudadanos. Se acabó el modelo de urbanismo basado en reuniones a puerta cerrada y pelotazos urbanísticos disfrazados de proyectos emblemáticos.

La casta de políticos corruptos, periodistas palmeros, promotores especuladores y arquitectos estrellas que hasta ahora han regido los designios de nuestra ciudad, ha sufrido su primera gran derrota, y no será la última.

Nuestro grupo, formado por ciudadanos comunes (casi 1.200) sin la tutela de ningún partido político, organización o asociación alguna, ha conseguido evitar por ahora la salvajada urbanística que supondría la construcción del Mamotreto y la elevación de alturas en el entorno del Guadalmedina. La Mundial todavía no se ha salvado ya que aún no está protegida y los incendios nocturnos son muy traicioneros en Málaga, pero sí que hemos logrado paralizar su principal amenaza.

Ahora es el momento de que los ciudadanos propongamos alternativas para recuperar esta zona tan emblemática de la ciudad. Las dos premisas para ello: el respeto de la Mundial y de la normativa urbanística. Ahí queda eso…

Esta victoria es de todos. Gracias.

Un nuevo conflicto entre administraciones ha venido a añadir un escollo en el proyecto de construir un hotel en la zona del pasillo de Atocha y el Hoyo de Esparteros. La Junta de Andalucía, a través de su Consejería de Cultura, ha vuelto a emitir un informe desfavorable sobre el edificio de Moneo y pide al Ayuntamiento que justifique mejor la alineación de las alturas en la fachada oriental del Guadalmedina.
El dictamen de Cultura, de carácter vinculante, no solo afecta al hotel, sino al resto de inmuebles de la margen oriental del río, un revés que enturbia más si cabe el ordenamiento de la zona, ya que hay grupos de personas que no están de acuerdo con el diseño y el volumen otorgado al futuro hotel.
          Diario Sur, 25/03/2011


No hay comentarios:

Publicar un comentario